#60 - MD LIX: "¿Necesito un propósito?" - tocavivir.com

Meditación Diaria LIX: “¿Necesito un propósito?”

Cualquier arquero o francotirador, por bueno que sea, necesita una diana, un blanco al que tirar para poder demostrar su valía.

Lo mismo ocurre para contigo en tu vida. Necesitas un propósito, una dirección a la que dirigir tus pasos, una palanca que impulse tu talento mediante la toma de acción, o como Viktor Frankl, superviviente a los campos de concentración nazi nos dice en su libro;

“Necesitas un SENTIDO.”

Puedes suscribirte aquí al podcast en Ivoox o en Spotify

Éste no tiene que ser grande ni extraordinario, es más, en la mayoría de los casos suele ser algo muy mundano o cotidiano; dar una buena educación a los hijos, aprender o masterizar una habilidad, pasar un examen o conseguir una plaza en el trabajo soñado, materializar por fin tu proyecto, vencer una enfermedad o acompañar a alguien querido hasta conseguirlo,… 

Como nos recordaba Séneca;

“El que ignora a qué puerto se dirige no tiene ningún viento favorable.”

Si aún no conoces el tuyo, no te agobies, pues la mayoría de personas hemos o vamos a pasar por ahí en algún momento, sino en varios, ya que este sentido varía con el tiempo, a medida que nuestras circunstancias cambian y nosotros evolucionamos como personas.

¿Cómo encontrarlo?

La mejor manera de hacerlo es poniéndose en marcha cuanto antes. Dar pasos, sin importar demasiado hacia dónde. Y será haciendo camino cuando descubras hacia dónde te quieres dirigir realmente.

En ocasiones, en muchas ocasiones, esta incertidumbre sobre el no saber qué hacer  o hacia dónde ir, nos adentra progresiva y sutilmente en un pozo en el que miremos hacia donde miremos la oscuridad es la única compañía, y del que parece muy difícil salir.

Quiero presentarte a la mejor escalera para ayudarnos a escapar. Se llama ACCIÓN

Pues como dicen los sabios;

“El opuesto de la felicidad no es la tristeza, sino el aburrimiento.”

Y nos podrán pillar muchas cosas, pero desde luego, el aburrimiento no será una de ellas.

Así que subamos a nuestro barco, soltemos amarras, icemos velas y ¡dejemos que los vientos de la mejor actitud nos propulsen a buen puerto! Sea el que sea, pues cuando la tripulación está formada por ganas, buen espíritu, disciplina y voluntad, la nueva tierra a descubrir solo puede guardar cuantiosos tesoros y riquezas.

Si te ha gustado este tema te recomendamos la lectura de la Meditación Diaria XXXV: “¿Sabes a dónde te diriges?” y la Meditación Diaria LVIII: “Como si fuera la última onza.”

Antes de despedirnos por hoy, desearte un muy feliz y provechoso día, y recordarte que si te ha gustado esta meditación diaria, puedes suscribirte al podcast en Ivoox o en Spotify y compartirla con alguien cercano a quien pienses que le puede venir bien. ¡Gracias y hasta mañana!

#TOCAVIVIR

Libro empleado

La meditación de hoy está inspirada en la carta LXXI del libro “Cartas a Lucilio”.

*Los libros empleados y mencionados en las Meditaciones Diarias y posts de tocavivir.com puedes encontrarlos en el apartado “Libros” que encontrarás en el Menú Superior.

Últimas entradas

close

¿Te unes al Crecimiento Diario?

🧠 💪

Deja tu mail para recibir las Meditaciones Diarias y las nuevas publicaciones:

¡No enviamos spam! Solo cosas que te aporten 🙂 Puedes leer más en nuestra política de privacidad

Puedes dejar un comentario si lo deseas. Estaremos encantados de leerte:

Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar